Martí Torras: Voluntario en el Orfanato Home Kisito

Podría escribir páginas y páginas sobra mi aventura de veinte día en el Orfanato “Home Kisito” en Burkina Faso, pero no lo haré.

Quien quiera conocer el mundo, conocer otras realidades, y lo más importante, conocerse a si mismo, que no esté aquí leyendo, que compre un billete de avión y se vaya.

Es igual que no hables el idioma, que vayas solo y que sea uno de los países más pobres del mundo, o incluso que no sepas ni pronunciar el nombre de la ciudad done dormirás (Ouagadougou en mi caso, por si quieres probarlo). Si lo único que quieres es sentirte bien, y vivo, cómpralo y vete. Lo que tiene esa gente para enseñarte no tiene palabras.

Puede ser que tu experiencia sea buena, o mala, o probablemente sea una mezcla de las cosas buenas y malas, que creo que es lo más común, pero seguro aprenderás… Durante mi primer día me robaron el móvil, llegué al albergue a las 4 de la mañana que tenía reservado desde hacía meses y donde nadie me esperaba, y para rematar no era capaz ni de preguntar la hora en francés, y el último día salí del país como pude huyendo de un golpe de estado, pero si pudiera volver mañana, volvía.

Con esto lo he dicho todo, espero poder volver pronto. Quiero dar las gracias a CC ONG, que me ha brindado esta oportunidad, a mis padres, que la han financiado y en todo el momento me han dado apoyo, y por descontado, quiero dar las gracias a mis niños, que me hicieron el hombre más feliz del mundo.

Martí Torras

Related Posts